Reforma hacendaria afectará al sector autotransporte, prevé Canacar

Reforma hacendaria afectará al sector autotransporte, prevé Canacar

a_negro_traileros_1_102672513

El sector del autotransporte señaló que de aprobarse la reforma hacendaria como está planteada en torno al régimen simplificado afectaría a la industria, en especial al denominado “hombre camión”, que representa 97.7 por ciento de este sector.

El presidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), Roberto Díaz Ruiz, propuso en su lugar aplicar un incremento en el diesel de un peso por litro, como pago de un impuesto por adelantado y que representaría ingresos de hasta 11 mil 128 millones de pesos tan solo de parte del sector informal

Aseguró en conferencia de prensa que con ese peso se podría reforzar también el programa de modernización o chatarrización, porque se crearía una especie de fideicomiso para ayudar a quienes sean susceptibles de modernizar sus unidades.

Según expuso, con este ingreso el fisco recibiría el triple de la cantidad con la que asegura que se está subsidiando al sector con el régimen simplificado y que asciende a tres mil 57 millones de pesos.

Puntualizó que de acuerdo con estadísticas de la Canacar, 97.7 por ciento del autotransporte de carga son hombres camión, mientras que pequeños transportistas abarcan aproximadamente 59.2 por ciento de la flota vehicular, esto es en manos del hombre camión están 225 mil 162 unidades motrices.

Díaz Ruiz dijo que es por ello que dicha reforma es preocupante ya que en este rango se encuentra la mayoría de los transportistas de carga y aquellos que tienen de una a seis unidades de transporte.

Comentó que a los ingresos por dividendos se aplicaría un gravamen adicional a la tasa de 10 por ciento para llegar hasta 18.5 por ciento y se incrementaría la tasa del ISR a las personas físicas con ingresos mayores a 500 mil pesos al año.

En ese sentido, cualquier pequeño empresario estaría por arriba de estas cantidades con lo cual sus impuestos subirían de una manera significativa y quedaría incapacitado para continuar, considerando que tan solo 50 por ciento de sus ingresos se va a combustible, señaló.

El representante del sector de transporte de carga subrayó que con la aprobación de la actual iniciativa desaparecería la deducción inmediata que actualmente es de 87 por ciento y hasta 93 por ciento del valor del bien nuevo adquirido.

Además no se permitiría la deducción de pagos que sean ingresos exentos para el trabajador hasta en 59 por ciento, y se plantea topar las deducciones personales de las personas físicas 10 por ciento del ingreso bruto del contribuyente o bien dos salarios mínimos anuales.

La iniciativa de reforma al ISR para 2014 también plantea eliminar el régimen simplificado, que es en el que se encuentra todo el sector que representa, por ello como una manera de manifestarse en desacuerdo se llevó a cabo este lunes una marcha silenciosa.

Al respecto explicó que con la eliminación de este régimen desaparece la facultad de la autoridad fiscal de otorgar las facilidades administrativas y de comprobación de gastos en camino, llamados también “gastos ciegos” y “tuertos”.

Durante décadas, estas facilidades han permitido a las empresas formales justificar físicamente un gran número de gastos, considerando que la mayoría de sus proveedores son informales, de manera que no emiten comprobantes y que a pesar de la reforma continuarán trabajando de esta forma.

Lo anterior ocasionaría que no se puedan deducir gastos que forzosamente se realizan en el camino, ocasionando un incremento real de más de cuatro puntos en la tasa del ISR, detalló.

Por ello y con el fin de hacer una aportación interactiva y abierta, expuso que el sector plantea que sea reconsiderado la deducción de gastos sin comprobantes del ocho por ciento, tal y como se aplica actualmente, ya que son en realidad pocas las empresas que tienen una rentabilidad por arriba de esa proporción.

Reconoció por último la receptividad por parte de los representantes del sector de transporte de carga en las cámaras de Diputados y Senadores y la misma Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), con quienes han dialogado en las últimas semanas para plantear estos puntos.

Díaz Ruiz manifestó su confianza en que durante esta semana los encargados de revisar la iniciativa de reforma concreten las adecuaciones y ajustes, a fin de lograr un verdadero impulso al sector.